40 años de la relación entre México y China: acuerdos, desencuentros y futuro

10:27 27.02.2012 Yury Nemtsev, representante de la revista «La Vida Internacional» en México


El 14 de febrero de 2012 México y China celebraron el 40 aniversario  del establecimiento de las relaciones diplomáticas. A esta fecha están dedicados muchos eventos comunes, que realizarán durante todo el año por las dos partes del Océano Pacífico, que abarcarán política, económica, cultura y otras esferas de la interacción.

El Centro de estudios China-México de la Universidad Nacional autónoma de México (UNAM) bajo la coordinación de Enrique Dussel Peters  editó el libro «40 años de la relación entre México y China: acuerdos, desencuentros y futuro».

Este libro representa un análisis profundo de todas las áreas de la interacción de dos países en un corto pero muy saturado período. El documento une las investigaciones de un grupo significativo de funcionarios,  académicos, políticos, empresarios y expertos — probablemente uno de los más amplios en la historia de dichos cuarenta años de relación entre ambos países — para comprender y profundizar el diálogo con base en un análisis compartido que resulte en un conocimiento más profundo y en mejores propuestas para una nueva etapa en la relación entre las dos naciones.

Las investigaciones son divididas en nueve partes para mostrar una variedad y la historia de las relaciones bilaterales: la visión de los embajadores; aspectos economicos y comerciales; aspectos culturales;  aprendizaje del chino; minería, agricultura y medio ambiente; la relación política binacional; la experiencia de las entidades federativas y ciudades; la experiencia de las empresas; hacia una historia compartida.

Entre los autores del libro existe un creciente consenso sobre considerar que la relación entre México y China debiera no sólo ser político-estratégica, sino que debiera también basarse en una agenda de trabajo para el corto, mediano y largo plazo, apoyada sólidamente por ambos gobiernos y el sector empresarial del más alto rango. Es evidente la necesidad de un acercamiento político de dos países, acordando como en los años setenta del siglo pasado el México y China se compartía una agenda política que incrementó la cooperación mutua en todos los niveles y que contrasta con el deterioro que ha venido sufriendo la relación  últimamente hasta alcanzar su climax en 2011.

El libro muestra que los dos países tienen que hacer un esfuerzo enorme para el conocimiento mutuo y sobrellevar importantes mitos que perjudican el buen entendimiento entre los gobiernos de México y China. La historia de las relaciones en ámbitos como la cultura, la política y la academia, debieran fortalecerse al día de hoy con otras acciones que involucren a empresarios, legisladores y medios de comunicación, entre otros.

Parece también existir un especial potencial entre las dos economías en el ámbito institucional. Si bien existen la Comisión Binacional México-China y el Grupo de Alto Nivel (GAN) que funcionan desde hace más de un lustro, claramente ambas requieren de un apoyo administrativo, financiero y político para una mejor toma de decisiones y una gestión superior de los asuntos entre China y México. Por el momento,  ambas instituciones no han recibido la debida atención por parte de los funcionarios y empresarios comprometidos en el rubro, ni en un país ni en otro. La interacción estrecha pasa sólo en la base de los institutos singulares de investigación que para tales países como México y China parece insuficiente.

Los autores invitan a todos los interesados a comprometerse con el quehacer del análisis y la investigación crítica sobre China desde una perspectiva latinoamericana y mexicana. Son convencidos que en el futuro próximo veremos una creciente convergencia de los pueblos de China y México.

 

Photo - UNAM

En la presentación del libro que se celebró el 14 de febrero en el territorio pintoresco del Jardín botánico de la Universidad nacional autónoma de México, cuando todos los mexicanos celebraban el Día del amor, la subsecretaria de relaciones exteriores Lourdes Aranda dijo que «este día no es solamente la fiesta del amor, sino es la fiesta del amor entre los  pueblos mexicano y chino».


RUS: 40 лет отношений между Мексикой и Китаем: достижения, противоречия и будущее

Версия для печати